jueves, 7 de abril de 2011

Amistad

Suerte haberte conocido,

suerte hablarte como amigo,

suerte saber que he soñado contigo,

suerte haberte encontrado camino,

suerte saber que caminas conmigo,

y me he cegado sin saber, que yo siempre voy contigo.

Suerte llamarte y escuchar tu voz,

suerte llamarte y sonreír sin razón.



Buscamos un hombro en el que llorar,

unos oídos que nos escuchen,

una mirada que nos comprenda,

un amigo que nos acompañe.

Y olvidamos al mejor amigo, nuestro interior.

Crece con él y desarrolla su amistad. Qué bien te sentirás con él !

Después compártelo con los demás.