miércoles, 15 de diciembre de 2010

Regulariza tu período





La reflexología ha demostrado ser muy útil en equilibrar y calmar las hormonas, especialmente en condiciones como la irregularidad menstrual, el síndrome premenstrual, el síndrome de ovario poliquístico, endometriosis y durante la menopausia.



Es importante comprender que la reflexología no va a ser una curación de la noche a la mañana y que puede tardar semanas o meses antes de que cualquier beneficio se sienta.
Personalmente creo que un tratamiento debe continuar hasta que el profesional y el cliente decidan, lo que es correcto para una persona puede no serlo para otra. En general, yo diría que debe durar mientras que este sea beneficioso para el cliente. Esto puede ser una vez que se reducen los síntomas y una vez que el ciclo menstrual se ha vuelto más regular.
Aplicando reflexología en el reflejo del sistema endocrino se puede tratar:
Irregularidades Menstruales:
En algunos casos, la irregularidad es producida por factores emocionales relacionados a situaciones de estrés, ansiedad o angustia, que alteran la producción hormonal y trastornan el proceso ovulatorio.
También este problema puede ser causado por patologías en el útero, los ovarios o el endometrio, como miomas, fibromas o quistes.
Desordenes Hormonales:
Alrededor de un 33% de los casos de infertilidad se debe a trastornos en la ovulación. La principal causa de esto son las alteraciones en el eje hipotálamo, parte del cerebro encargada de regular este proceso, a través de las hormonas luteinizante (LH) y folículo estimulante (FSH).
Puede deberser a un daño directo al hipotálamo o la glándula pituitaria, condiciones médicas que desregulen su funcionamiento (problemas al riñón o tumores pituitarios), un exceso de ejercicio, un cuadro de anorexia nerviosa, etc.
Se beneficia el funcionamiento de todos los órganos del cuerpo.